jueves, 12 de enero de 2012

MI EXPERIENCIA CON UN MOLDE NORDIC WARE



Todos sabéis, sobre todo si visitáis mi página de facebook, lo que me apetecía tener un molde Nordic Ware. "Sutilmente" dejé caer la petición cuando se acercaba mi cumpleaños y antes de navidad mis amigos Paz y David me lo regalaron. Llegaron las fiestas navideñas y el jaleo repostero propio de esas fechas y mi molde lloraba, metido en un cajita porque no lo estrenaba y yo muerta de ganas esperando que llegara el momento. Pasaron las navidades y ya tenía todo el tiempo del mundo pero... el molde es tan grande que, o invitaba a alguien o iba a tener bizcocho para los restos a si que ¿que mejor escusa para invitar a unas amigas a tomar café?

Antes de ponerme en marcha e incluso antes de elegir la receta leí y releí el tutorial de Bea sobre como hacer un bundt cake para que saliera perfecto y seguí todos sus pasos. Y aquí tenéis el resultado, mejorable, por lo que tendré que repetir ;) pero delicioso de sabor.

Aquí, en esta foto, podéis ver uno de los fallos y es que no conseguí que la masa se repartiera bien por todo el molde y quedaron unos agujeritos (parecía que lo habían picado las polillas) que afeaban mucho el bizcocho). Para la próxima vez, moveré más la masa dentro del molde, como indica Bea.


CHOCOLATE BUNDT CAKE CON AVELLANAS Y FRESAS


Como base para la receta utilicé esta de Bea,


Ingredientes: 


200 gr. chocolate
120 ml. de sirope de chocolate o coulis de chocolate
250 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
200 gr. de azúcar
4 huevos grandes
1 cucharadita de extracto de vainilla
340 gr. de harina
30 gr. de avellana molida
3/4 cucharadita de levadura
1/2 cucharadita de bicarbonato sódico
1/2 cucharadita de sal
240 ml. de buttermilk


En primer lugar precalentamos el horno a 170º y engrasamos el molde con ayuda de un spray de aceite y una brocha de silicona. 
Estos sprays son muy útiles para engrasar los moldes (tanto los nordic ware como cualquiera) y conseguir un perfecto desmoldado. Son más limpios y prácticos y hacerlo untando aceite o mantequilla, aunque si no lo tenemos siempre podemos coger un trozo de mantequilla con un papel de cocina y engrasar el molde.

Si no tenemos buttermilk (yo la compro en los supermercados ALDI) la tendremos que hacer nosotros en casa para lo que mezclaremos 240 ml de leche con dos cucharadas de vinagre ó zumo de limón. Dejaremos reposar la mezcla durante 10 minutos y ya tendremos nuestra buttermilk (tiene que tener aspecto de leche cortada y estar más espesa).

Comenzamos batiendo la mantequilla con el azúcar y tendremos paciencia en este paso. Yo lo hago con una batidora de varillas normal y tardo bastante tiempo hasta que todo el azúcar está integrado, blanquea y dobla el volumen.

Mientras derretiremos al baño maría o en el microondas (con la función de descongelar) el chocolate junto con el sirope.

Cuando la mantequilla y el azúcar estén batidos le añadiremos uno a uno los huevos, ligeramente batidos. Integramos uno y añadimos otro.

Después añadimos a la mezcla el chocolate, integramos todo y comenzamos añadiendo la harina, en la que habremos mezclado la avellana molida, la levadura (ojo, no tenemos que añadir a este bizcocho tanta levadura como a otros, con la cantidad que indica es suficiente), el bicarbonato y la sal. Añadiremos esta mezcla en tres veces: un poco de la mezcla de harina, mezclamos bien, y un poco de buttermilk y mezclamos bien, así hasta tres veces.

Vertemos la masa en nuestro molde y dejamos que ella misma llene todos los huecos. Después movemos el molde suavemente hacia adelante y atrás y golpeamos el molde contra la encimera (protegerla con un paño de cocina) para evitar que nos salgan los agujeros.

Colocamos el molde en la rejilla del horno (nunca en la bandeja) y horneamos durante 40 - 45 minutos, pinchando con una brocheta para comprobar cuando está horneado (ya sabéis, tiene que salir limpia).

Cuando esté horneado, sacamos y dejamos reposar nuestro bizcocho dentro del molde sobre una rejilla durante 10 minutos. Pasado este tiempo, tenemos que desmoldar el bizcocho para que no nos coja humedad.
Bea indica que hay que moverlo un poco y notaremos como se va despegando. En mi caso no fue así, lo moví y lo moví y nada, a si que "cundió  el pánico". Empecé a pensar: con lo bonito que es y se me va a romper, con las ganas que yo tenía y no me va a salir. Finalmente decidí voltearlo sobre la rejilla y... por arte de magia (o del spray desmoldante y lo bueno que son estos moldes) cayo suavemente sobre la rejilla perfecto!

Si lo acompañáis con unas fresas, el bizcocho realza aún más su sabor.


40 comentarios:

  1. Tiene una pinta realmente fantastica! y es taaaan bonito!!!!!
    Un abrazo.
    Pilar

    ResponderEliminar
  2. Bueno, paciencia, que estamos acostumbrados a que todo nos queda genial a la primera....... y no puede ser.

    A que estaba bueno?? Pues ya está, además, no está tan mal.

    Mil besos.

    ResponderEliminar
  3. poco a poco, lo importante es el sabor y yo me llevo un trozo

    ResponderEliminar
  4. Virginia te ha quedado muy bonito y si sobre todo el sabor como dices esta delicioso es lo que importa!! guardame un trocito!! Mil besoss

    ResponderEliminar
  5. fabuloso, de pinta lo veo genial a pesar de los agujeritos que casi no se notan nada de nada. y el sabor es que me lo estoy imaginando y se me hace la boca agua.
    besazos guapa!!!

    laurilla fondant

    ResponderEliminar
  6. Hola
    ¡¡¡¡¡a mi también me lo han regalado estas Navidades!!! es precioso ¿ a que si? y todavía no he tenido tiempo tampoco de estrenarlo, te ha quedado muy bien, esos agujeritos no es nada seguro que la segunda se te cubre mejor.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Pues tiene una pinta escandalosa...
    Entonces... ¿aún no te ha llegado el Amigo Invisible? Ni se ha puesto en contacto, ni nada? A mí me escribió porque le extrañaba que no hubiera dicho nada, y los de MRW le dijeron que lo habían intentado entragar varias veces pero que no había nunca nadie ¡y di la dirección de la oficina! Qué morro, los tíos! Pero Carmen les puso las pilas con una llamada y esa misma tarde lo tenía!
    Seguro que ya tarda poco...
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que va!!!!! He tenido muy mala suerte porque mi regalo tampoco le ha llegado a mi Amiga Invisible pero ya lo hemos resuelto entre ella y yo y haremos un intercambio para que yo no me quede sin regalo...

      Eliminar
    2. Pues qué mala pata!! Menos mal que por lo menos habeis llegado a un acuerdillo y, aunque sea tarde, tengas regalito...
      Oye... voy a tener que organizar un eventillo en octubre... Una de las ideas que se me ha ocurrido como regalo (me gustan las cosas útiles y/o de comer), son tus galletas decoradas... ¿Me mandas info por correo de cómo funcionan tus encargos y modelos de galletas que puedan cuadrar en una boda?
      brochesespeciales@gmail.com
      Un abrazo!

      Eliminar
  8. Puedes invitar a tus amigas las veces que quieras para practicar, que no creo que se quejen, jajajaja.
    Tiene una pinta deliciosa. Y seguro que la próxima vez te sale perfecto. Aunque ahora ya está super bonito.

    Un beso
    Almudena

    loschupadedos.blogspot.com

    ResponderEliminar
  9. ¡Bienvenida al club! Advierto que estos moldes enganchan! O por lo menos, a mi me tienen loca... Siempre estoy pendiente de los que no tengo.

    ResponderEliminar
  10. Prdazo de bundt cake que te has marcado...Para ser el primero a mí me parece que está perfecto!!Y con esas fresitas que le dan un toque tan elegante...¿Qué leo por ahí arriba? ¿Que no te ha llegado aún tu regalo de AIG? Qué raro ¿no? Con la de regalos que te mereces, jeje
    Por lo menos Paz y David se han marcado un gran regalo, jeje.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, el de mi Amiga Invisible Gastronómica si. Fue Alma, de Objetivo Un cupcake perfecto pero había otra iniciativa que era el Amigo Invisible DIY y ese es el que no me ha llegado :(

      Eliminar
  11. yo con un trozo de este maravilloso bizcocho no veo nada... ni agujeritos ni imperfecciones ;) tiene una pinta estupenda Virginia, no he preparado nunca recetas con sirope de chocolate y ya tengo ganas ( y de tener un molde Nordic Ware tambien!). Un besito

    ResponderEliminar
  12. Pues yo lo veo fenomenal! Es que ese molde es tan bonito, que si tu no dices nada, ni nos enteramos...Seguro que estaba buenísimo!
    Besitos!!

    ResponderEliminar
  13. Ese molde es precioso, lo tengo en pendientes :)
    Lo de los agujeritos es una pena pero seguro que esta delicioso.

    ResponderEliminar
  14. yo lo veo fantastico! el molde es la caña.
    un saludo.

    ResponderEliminar
  15. Que precioso molde, yo también pedí cositas de cocina y repostería a los Reyes y no se han portado mal, pero de moldes de momento estoy servida.
    Y que rica la combinación, soy una fanática de las avellanas y con fresas!! que ya se empiezan a ver por ahí ya mas baratas...
    Besines
    Nieves

    ResponderEliminar
  16. Yo lo veo delicioso y muy bonito! Seguro que tus amistades estarán esperando a que sigas practicando con ellos!!
    UN besito.

    ResponderEliminar
  17. mmmmmmmmmmm......se ve divina esta receta,besiños

    ResponderEliminar
  18. Primera experiencia y te sale de 10!!!1 lo bordas todo preciosa.
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Virginia, pues yo lo veo estupendo. Si no dices lo de los agujeritos ni se notan.
    Besos

    ResponderEliminar
  20. a lo mejor los agujeritos son burburjas de aire? yo le doy unos golpecitos contra la encimera antes de hornear por si acaso. De todas formas si no lo dices ni se nota :-)

    ResponderEliminar
  21. vaya pinta que tiene!! eso tiene que estar bueno por que si!!! jajajaja!! eres una artista!! y lo de los agujeritos porque lo has dicho, porque sino no lo noto!! un besoooo!! ;)

    ResponderEliminar
  22. Ojalá tubiera yo un nordic ware!! Dios estos moldes me encantan y encima queda un bundt precioso! Seguro que estaba riquísimo!
    saludos!

    ResponderEliminar
  23. Pues yo lo veo precioso y perfecto...envidia sana me dás con ese molde!!! Seguro que tus amigas pasaron una tarde super dulce! un besitoo

    ResponderEliminar
  24. Pues con agujeritos y todo tiene un apsecto increíble!

    ResponderEliminar
  25. Pues se ve genial, y si dices que estaba rico de sabor... ¡Pues ya está! Bonito se ve. Un beso

    ResponderEliminar
  26. pues s eve precioso y seguro k estaba rikisimo ya lo hicestes genial y se ve delicioso besos guapa ;)

    ResponderEliminar
  27. Pues para ser el primero no esta nada mal, a mi me gusta mucho y si esta rico de sabor no hay mas que hablar
    Un beso

    ResponderEliminar
  28. Pues yo lo veo estupendo y como lo más importante es el sabor, le damos una muy buena nota. Umm, cómo me gustaría probarlo, sobre todo ahora que me he puesto a dieta :-)

    ResponderEliminar
  29. Yo veo te ha quedado fabuloso....con gusto me iria a tomar un cafe contigo para probar esta maravilla!!.......Abrazotes, Marcela

    ResponderEliminar
  30. yo lo veo estupendo y seguro q de sabor tambien

    ResponderEliminar
  31. Yo también tengo este molde, me encanta!! Y apolillado o no, queda un bundt cake precioso.

    ResponderEliminar
  32. Pues ya tienes tu molde! Queda un aspecto espectacular y qué rico debe estar!!! Besitos.

    ResponderEliminar
  33. Ay que ricooooo, yo me lo como enterito, con y sin agujeros!! tengo el mismo molde pendiente de estrenar!!! y me pasa como a ti, me muero de ganas!!

    ResponderEliminar
  34. Te ha quedado espectacular, por cierto esos agujerillos tienen su encanto, no te creas que no han podido ser las polillas porque con lo rico que tiene que estar, seguro que le han dado algún bocadito.
    Por cierto Virginia, esa forma de contestar a los comentarios ¿como lo has echo? es por la nueva interfaz?
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  35. ¡Que rico!
    tu dirás lo que quieras, pues ya se te ve perfeccionista pero esta deliciosa. Nada más hay que mirar....
    Ya me gustaría probar, y me da igual que me dieras un par de trozos con los agujeritos jejejeje
    Besos.

    ResponderEliminar
  36. La verdad que personalmente a mí los moldes nordic ware me han salvado la vida, porque como no sé decorar bizcochos, con esto me quedan perfecto y son muy fáciles de hacer, lo único malo que tienen es que no son apilables, a menos claro que tenga 2 con la misma forma...

    ResponderEliminar

} catch(err) {}